¡PULSA AQUÍ Y TE ENVÍO CADA NUEVA ENTRADA A TU CORREO!


¿De qué va esto?


No saber lo que ha sucedido antes de nosotros es como ser incesantemente niños.
Cicerón (106 AC-43 AC) Escritor, orador y político romano.


La Historia ha sido una de las disciplinas que ha acompañado a la humanidad desde la Antigüedad, y es que siempre se ha considerado un elemento imprescindible para evitar volver a cometer errores cometidos en el pasado y, además, para dotarnos de algo muy importante: una identidad. La identidad es la herramienta que consigue dar sentido a todo nuestro alrededor y marca profundamente nuestra relación con ello. A esto hay que sumar la experiencia adquirida y acumulada gracias al legado del pasado, no como un hecho nostálgico, sino como un trampolín hacia el futuro (Jacques Le Goff).

Paradójicamente y, en especial entre los más jóvenes, la disciplina que antaño se consideraba la más básica e importante de todas, ha pasado a convertirse en una mera descripción de hechos, batallas, fechas, nombres y más nombres. Esto ha hecho que para muchos la Historia se haya convertido en algo tedioso que evitar a toda costa, pasar como se pueda y cuyo recuerdo sólo evoca momentos de aburrimiento.

Lo sé, yo también he pasado por eso en el instituto y, ni que decir, a lo largo de la carrera. Si te soy sincero mi recuerdo del instituto sobre la asignatura es abrir el libro, observar como la profesora abría el suyo para leernos las frases que quería que subrayásemos. Eso era lo que entraba para examen. No había reflexión, duda, profundización, nada. En la carrera me he vuelto a encontrar con profesores que utilizan métodos similares.

El único antídoto contra esto, además de tener la suerte de tener algún que otro buen profesor que te recuerda lo maravilloso que es el conocimiento histórico, es investigar por cuenta propia. Ahí es cuando salen grandes historias y te encuentras con miles de aventuras, milagros, tragedias y, en definitiva, humanidad.

Veréis, hace relativamente poco tiempo, un profesor nos explicó de que manera todo el microuniverso de la Historia, esto es, acciones de personajes conocidos o no o hechos muy particulares, son tan importantes para entender nuestro pasado como los grandes hechos o cambios que engloban una etapa histórica, es decir, el macrouniverso. Quiere decir que para entender todos los grandes cambios y el movimiento de la historia es imprescindible estudiar también a los pequeños personajes o hechos que no son tan conocidos pero que nos permiten aprender sobre un periodo tanto o más que el estudio de las grandes características de ese siglo. Hoy en día sería imposible entender el Universo sin haber conocido la existencia del átomo y como este se interrelaciona con otros.

En esta pequeña página, que pretendo mejorar con el tiempo, te hablaré de esos “átomos” que nos ayudarán a ver la Historia desde otro punto de vista, a entender mejor cada periodo histórico y sus peculiaridades y, sobretodo, trataré de que disfrutes aprendiendo del pasado a través de las innumerables lecciones que este nos ha legado.

Así pues, en esta página encontrarás:

    • Valiosas lecciones y legados que nos dejaron los grandes personajes de la Historia así como los grandes olvidados que tenemos la oportunidad de aprovechar y utilizar, si los conocemos.
    • La importancia de conocer tu pasado para entender tu presente. De esta manera podrás reflexionar y criticar tu presente en lugar de dejarte llevar por él.
    • Recomendaciones de libros, películas, videojuegos y otros elementos culturales para poder entender mejor a tus antepasados.

EQUIPO


26 años y subiendo. Proyecto de Historiador en la Universidad de Murcia y entrenador de baloncesto. Muchas cosas para tan poca vida.

Por cierto, ¡no olvides saludar!
Puedes encontrarme fácilmente en:
Twitter
Facebook
Instagram
Linkedin (currículum)
- Email (jjmartinezfernandez9@gmail.com)





27 años. De Beniel y estudiando Historia en la UMU. Amante de la Historia Contemporánea. Progresista, extrovertido,melancólico y nostálgico hasta la médula. Clarinetista ocasional y fanático del Ciudad. Con vocación de estar al nivel del equipazo de Conecta con la Historia.

Twitter
Facebook


Rafael Sáez Rodríguez large21 años. Estudiante de Historia en la universidad de Murcia. Apasionado por la historia moderna, sobre todo Carlos V. Amante de los libros, el cine y la música.





Viajante incansable que domina el inglés y el francés y se desplaza a donde sea con tal de vivir la historia más cerca, así como la gastronomía.




Alumno interno en el departamento de Historia Moderna y Contemporánea de la Universidad de Murcia durante los años 2012/2013 y 2013/2014. Pienso que la historia no se enseña, se vive.



“La suerte es una cortesana que reserva sus favores para los jóvenes.” Carlos V







Aunque con formación histórica, mi pasión es la arqueología y la prehistoria. Vivo enganchado al pasado, estudiando y excavando los restos que nos dejó la humanidad hace miles de años.

Puedes dar conmigo en:


- Facebook

- Linkedin 









Estudiante de Historia. Entre Medieval y Moderna. Además de hacer apuntes y trabajos, invento tiempo para leer, hacer deporte, interesarme en política, ver series y, sobre todo, mucho cine. John Elliot me enseñó que se puede hacer una historia accesible para todos sin dejar de ser rigurosa.



Twitter: @sadipemi





25 años, que no es poco. Historiador dormilón, proyecto de arqueólogo, cinéfilo empedernido, escritor en momentos de inspiración, y eterno analista del sentido de la vida. Formado como técnico guionista en la Cámara de Comercio de Murcia. 

Twitter @luixett 
Facebook Xetto Spaguetty
Instagram @luixett
Correo. luisserrano75@hotmail.com

Blog personal




0 comentarios:

Publicar un comentario